Galícia Caníbal




Reparto: Ana San Martín, Sergio Zearreta, Víctor Mosqueira, María Costas, Teté Delgado, Juanillo Esteban, Rosalía Castro, Iolanda Muíños, José Carlos Illanes, Iván Marcos. 

Cuerpo de baile: Manuela Barrero, Ángela Blanco, Clara Ferrao, David Loira, Ángel Montero, Uxía P. Vaello, Leodán Rodríguez, Nuria Sotelo. 
Banda: Tarci Ávila, Antón 'Torroncho' Fernández, Pedro Lamas, Bruno Mosquera, Fran Rodríguez.
Idea original: Antón Reixa. 
Texto original: Fran Peleteiro y Antela Cid.
Adaptación del texto y dramaturgia: Quico Cadaval y Evaristo Calvo.
Dirección escénica: Quico Cadaval. 
Dirección musical: Pablo Novoa.
Dirección artística: Curru Garabal. 
Coreografía: Mónica García. 
Dirección de producción: Xabier Eirís. 
Diseño de iluminación: Paco de Pin. 
Diseño de vestuario: Carlos Alonso. 
Diseño de sonido: Luis Antelo. 
Maquillaje y peluquería: Trini Fernández.




Sinopsis:

Año 2012. Una gran ciudad portuaria.  Ana es una adolescente solitaria que quiere acabar con su vida. Demasiado apocada para tener amigos y poco alocada para conseguirlos, Ana es víctima de la congestión familiar, está sumida en la desidia y tiene una sola certeza: nada puede cambiar. Cuando intuimos una tragedia fatal, justo antes de que Ana se lance al vacío, sucede algo extraordinario: su tía Marga, una estrella rockera de los ochenta de la que Ana poco sabe, muere repentinamente, suceso que la empujará a una conexión especial, un vínculo que la transformará por completo.


Crítica:

Llegábamos con muchas ganas al Teatro Nuevo Alcala, habíamos oído hablar mucho de este musical y la promoción inicial que se le dio nos transmitía muy buenas vibraciones.
Los ingredientes son perfectos, un gran teatro, una buena promoción y una época y música que dan mucho juego.
Es cierto que iba con mucha predisposición, gracias al gran recuerdo que tengo de "Hoy no me puedo levantar", que está también basado en la movida.
Pero esto resulto un error, porqué juegan ligas distintas.
La historia resulta simple, demasiado lineal, carente de momentos dramaticos que te mantengan en tensión. Desde el principio sabes que tiene que pasar y va a pasar, sin problemas ni impedimentos. Aunque lo importante es pasarlo bien disfrutando con las canciones representadas.
El escenario simple, una pantalla gigante sobre la cual se proyectan los diferentes escenarios y unos pocos andamios repartidos por el escenario. En los laterales simétricamente sobre sendos andamios se sitúa la banda que es lo mejor de este musical junto con los actores/cantantes y el cuerpo de baile.
Estrella Galicia, debería haber invertido más en este aspecto, un musical de este tipo merece un gran escenario. También se debería prestar más atención al sonido. Las canciones no suenan limpias, no por estar mal cantadas ni tocadas por la banda, realmente me parecieron excelentes, tienen muchísima actitud y entrega sobre el escenario y eso es de agradecer. El problema es que hay mala regulación de sonido, que hace que no se entienda lo que cantan, pese a que como era el caso en la mayoría de las canciones conozcas la letra. 

Bueno pues tenemos un escenario y una trama simple y una calidad de sonido muy mejorable, menudo bluff pensaréis. Pues no por que pese a esto sobre el escenario hay 24 personas dejándose la piel por su espectáculo, transmitiendo alegría y ganas de pasarlo bien a todos los espectadores y eso vence a todo lo demás. De hecho creo que ver a ese gran equipo, y esas coreografías tan bien trabajadas y llevadas a cabo es uno de los motivos, que me hagan desear más en cuanto a historia de trasfondo, escenarios y calidad de sonido. Porqué todos los que están sobre el escenario mantienen la obra a flote en todo momento y logran que las prácticamente tres horas de representación, descanso incluido, se hagan amenas. 

Si os gusta la música de los ochenta, ir a ver este musical pues acabareis como nosotros pasándolo muy bien. Ademas la cervecita la ponen muy fresquita y siempre se agradece una cañita bien tirada mientras escuchas buena música.


Si tu ya la has visto o quieres verla déjanos tu comentario. En Butaca Par nos interesa tu opinión.

Comentarios